Turre

Entre los monumentos de esta localidad almeriense se encuentra la iglesia parroquial de la Purísima, levantada en el siglo XVI en estilo mudéjar y remodelada en el siglo XVIII. Otro edificio de estas características es la ermita de San Francisco de Asís, edificada en el siglo XVII.

Una de las posibilidades que ofrece Turre es la de visitar sus numerosos yacimientos, de los cuales cabe destacar el de Cerro de Castellón, con restos del poblado argárico de Gata; el de Los Gallardos, ibérico y romano; el del Poblado de Teresa, de carácter hispano-musulmán guarda restos del Paleolítico Superior y del Neolítico; y el de Poblados de Cabrera, también hispano-musulmán.

Los menús de la gastronomía típica de Turre cuentan con platos como las migas con tropezones, las pelotas, los gurullos con conejo y perdiz, la olla de trigo, los caracoles, la fritaílla y el ajo colorao. Además, para aquellos que disfruten con un buen dulce, los menús de los turreros cuentan con fabulosas tallinas.


Imágenes